Site Loader

Nota por Hernán Panessi publicada originalmente en El Planteo. Más artículos por El Planteo en High Times en Español.

Síguenos en Instagram: @El.Planteo

Esta semana, Ecuador dio un paso hacia la legalización del cannabis, permitiendo el uso no punible del cannabis con fines médicos, terapéuticos e industriales. El uso recreativo continúa prohibido. A continuación te contamos lo que necesitas saber.

Economías que se predisponen a crecer, perspectivas que tienden a ensancharse. Espíritu verde, vientos de cambio: después de algunas idas y vueltas, de revolver sobre marcos legales y cruzadas sociales, Ecuador despenalizó el uso de  marihuana no psicoactiva, y cáñamo industrial con contenido de THC inferior al 1% para fines terapéuticos e industriales.

Se estima que el cáñamo se usa, a nivel mundial, en más de 25 mil productos relacionados a los sectores textiles, de reciclaje, automoción, alimentos, bebidas, papel y construcción, entre otros tantos.

ecuador despenalizo la marihuanaecuador despenalizo la marihuana

“Se puede fomentar el cultivo e industrialización del cannabis en nuestro país, ya que al tratarse de un cultivo de ciclo corto, podemos aprovechar las 12 horas de radiación diarias. Asimismo, contamos con suelos altos y con el clima óptimo”, Iván Ontaneda Berrú, Ministro de Producción, Comercio Exterior, Inversiones y Pesca de Ecuador.

Contenido realcionado: Argentina: La Mayor Parte de la Población A Favor de la Legalización

Así, con este envión, Ecuador podría fomentar la obtención de aceites para uso cosmético, alimentos balanceados, fibras textiles (estopa) y cordajes de gran resistencia. Además, habilitaría el trabajo con combustibles ecológicos (biocombustibles), lubricantes y bioplásticos, materiales biodegradables de alta resistencia para la construcción, celulosa para elaborar papel o cartón, y de materiales aislantes.

“Incluso –suma el Ministro- el grano o semilla del cáñamo es considerado como un súper alimento por lo cual podría emplearse con fines alimenticios”.

La Ley Orgánica de Prevención Integral del Fenómeno Socioeconómico de las Drogas y de Regulación y Control del Uso de Sustancias Catalogadas Sujetas a Fiscalización de Ecuador señala que: “Se excluye de las sustancias catalogadas sujetas a fiscalización al cannabis no psicoactivo o cáñamo entendido como la planta de cannabis y cualquier parte de dicha planta, cuyo contenido de delta-9-tetrahidrocannabinol (THC) es inferior al 1% en peso seco, cuya regulación es competencia de la Autoridad Agraria Nacional”.

“No existe al momento regulación vigente respecto a la comercialización de productos medicinales a base de cannabis en nuestro país”, dice el Ministro.

Al respecto, la Agencia Nacional de Regulación, Control y Vigilancia Sanitaria (ARCSA) está trabajando en la normativa correspondiente.

“La industria de cáñamo tiene alto potencial”, se entusiasma.

Entretanto, de acuerdo a las recomendaciones del Ministerio de Agricultura y Ganadería, el cultivo de cannabis para uso medicinal podría tener lugar en invernaderos ya establecidos en la sierra ecuatoriana.

“El cultivo de cáñamo industrial podría realizarse en la costa”, puntualiza Ontaneda Berrú, marcando a esa región como la más propicia para emplazar las plantaciones. “Sin embargo, se sugiere que se analicen las variedades a cultivarse y sus necesidades edafológicas y tecnológicas para su desarrollo”.

Por el momento, como era de esperarse, la opinión pública tiene miradas divididas sobre estos cambios del Código Penal.

Contenido relacionado: Cómo el Coronavirus Afecta a las Compañías de Cannabis en Colombia

“Es necesario que la ciudadanía entienda que el uso medicinal e industrial del cannabis no psicoactivo y del cáñamo industrial se está normalizando en todo el mundo. Sus beneficios en cuanto a tratamientos terapéuticos y productos industriales están ampliamente demostrados”, suma.

El camino hasta la oficialización de las reformas penales

En el año 2016 se propuso en la Asamblea Nacional un cambio de ley respecto al cannabis para uso medicinal, pero no se analizó en su momento debido a la falta de información respecto de los usos potenciales y por la escasa experiencia en otros países.

Advertisement. Scroll to continue reading.

“El Estado tiene el objetivo de impulsar una nueva industria con las regulaciones correspondientes y no incentivar el consumo de drogas, en ese sentido hay que ser claro”, advierte Ontaneda Berrú.

Ahora bien, ¿el Estado planea abrir dispensarios o será una actividad privada? Rápidamente, ataja el Ministro: “El Estado busca impulsar una industria correctamente reglamentada y donde el principal actor sea el sector privado y la inversión extranjera directa”.

Como les sucede a muchos países, Ecuador no maneja detalles precisos sobre cuántas personas necesitan cannabis medicinal. Sin embargo, se puede determinar a través de los datos del Ministerio de Salud Pública cuántas personas están registradas como pacientes por enfermedades como Parkinson, Alzheimer, esclerosis múltiple, autismo, dolor crónico (neuropático, metastásico, inflamatorio), fibromialgia, lupus, u otras, que podrían beneficiarse del uso de productos a base de cannabis no psicoactivo con fines medicinales para tratar sus dolencias. Y son muchas.

Así las cosas, con esta medida, Ecuador también podría beneficiar notablemente su economía.

Contenido relacionado: Organizaciones Cannábicas en Ecuador Envían Carta a Ministros: ‘Exigimos Regulación Incluyente’

¿Qué números podría generar esta actividad? No lo tienen claro aún, pero desde el gobierno son optimistas: “Este monto debe calcularse en función del porcentaje de reconversión productiva que se realice a nivel agrícola, el mercado nacional e internacional al cual se desea llegar con los productos a base de cannabis no psicoactivo y cáñamo de uso industrial, y a las posibles inversiones que puedan desarrollarse en el país. Si se establece un marco regulatorio claro, es posible desarrollar la industria del cáñamo en Ecuador, la cual tiene un alto potencial a nivel mundial”, explica.

Ecuador tiene el potencial para investigar y desarrollar variedades de cannabis no psicoactivo y cáñamo industrial. Al encontrarse en la mitad del mundo ofrece ventajas en los suelos para producir este tipo de cultivos. La posición solar brinda mayor cantidad de horas luz, y se cuenta con suelos que contienen materia orgánica ideal para que las plantas de cáñamo crezcan sin problemas. Somos un país con una larga tradición agrícola y exportadora, con alto potencial agroindustrial, por lo que contamos con la experiencia y la capacidad para el desarrollo de esta industria”, Iván Ontaneda dixit.

Sobre la producción primaria, el Ministerio de Agricultura y Ganadería desarrollará y emitirá el reglamento que uniformará el cultivo de cáñamo y cannabis con fines de industrialización. Asimismo, publicará las licencias en base el reglamento citado, que sistematizarán las actividades relacionadas con: importación y producción de semillas y esquejes, siembra y cultivo, fitomejoramiento, fines de investigación y bancos de germoplasma, procesamiento e industrialización de aceite crudo, exportación y comercialización de biomasa y/o primer aceite crudo. Por otro lado, ARCSA articulará las nociones industriales.

—Ministro, ¿qué opinión tiene Ud. del autocultivo?

—“El Estado tiene el propósito de impulsar un cultivo con fines industriales con las regulaciones que ello amerite”, responde.

Continúa leyendo: Entrevista Exclusiva a Duki: ‘Me Regalan Porro para Vérmelo Fumar’

https://hightimes.com/espanol/ecuador-despenaliza-cannabis/

Associated Press

Leave a Reply